Pay-Per-Click Marketing

El PPC o pago por clic es la modalidad publicitaria en que se basan la mayoría de las campañas en internet, como la publicidad en Google. Para los anunciantes, este modelo supuso una auténtica revolución, ya que hasta entonces tenían que “disparar a ciegas”, invirtiendo presupuesto en campañas cuyos resultados no podían medirse a ciencia cierta.

En definitiva, el PPC es un concepto básico para entender el marketing digital. Pero ¿sabes exactamente en qué consiste, qué ventajas tiene y cómo se aplica? ¡Vamos a verlo!

¿Qué es el PPC?

El PPC o pago por clic es un modelo de publicidad digital en el que el anunciante paga una cantidad (fija o determinada por subasta) cada vez que un usuario hace clic en uno de sus anuncios para visitar su página web. La idea de una campaña de pay per click es “comprar visitas” a un sitio determinado, normalmente con la idea de generar una acción determinada en los usuarios (registrarse o comprar un producto, por ejemplo).

Aunque el PPC es una opción muy común, no es el único modelo de pago posible para hacer campañas online. Por tanto, conviene distinguirlo de otros como:

  • PPM (pago por mil): el anunciante paga una cantidad fija por cada mil impresiones, esto es, cada vez que el anuncio se muestra mil veces a los usuarios. Hay que tener en cuenta que con este modelo no sabemos cuánto vamos a pagar por cada visita, ya que es posible que esas mil impresiones generen muchos clics, pocos o ninguno.
  • PPA (pago por adquisición): el anunciante paga por cada vez que el usuario realiza una acción determinada, por ejemplo, descargar una aplicación. Por tanto, la vinculación entre coste y objetivos es aún más evidente que en el caso del PPC.

    Algunos conceptos clave para entender el PPC

    CPC o coste por clic

    El CPC es el precio que paga el anunciante por cada clic en su anuncio. Aquí puede pactarse un precio fijo por cada clic o determinarse mediante una subasta. En el segundo caso, el anunciante establece una puja o precio máximo que está dispuesto a pagar por cada clic. El sistema compara el anuncio con otros similares en función de su calidad y del precio que están dispuestos a pagar, y muestra en primer lugar el anuncio ganador.

    Calcular el CPC

    CTR

    El CTR (“click through rate” o ratio de clics) es el porcentaje de usuarios que hace clic en un anuncio respecto al total de usuarios que lo han visto. En general, cuanto mejor sea un anuncio, más alto será su CTR.

    En algunos sistemas de PPC, el CTR es una métrica determinante para establecer el precio de un anuncio, ya que el sistema “premia” a los anuncios que tienen mayor calidad y, por tanto, mayor CTR.

    Calcular CTR

    Impresión

    Llamamos “impresión” a cada una de las visualizaciones que recibe un anuncio, ya sea que el usuario haga clic en el mismo o no.

    Segmentación

    Con la publicidad en internet, tenemos un gran control sobre la audiencia a la que se dirigen nuestros anuncios. Podemos segmentar el público que va a ver nuestras campañas de PPC en función de muchísimos factores: edad, género, ubicación, intereses, comportamientos… Cada plataforma de pago por clic ofrece diferentes opciones que podemos combinar para alcanzar un gran nivel de precisión. Así, nos aseguramos de pagar solamente por clics de usuarios que tengan buenas probabilidades de acabar siendo nuestros clientes.

    Landing page o página de aterrizaje

    La landing page es el sitio al que se dirige el usuario después de hacer clic en nuestro anuncio. De ella depende que acabe convirtiéndose en cliente o se vaya a los pocos segundos, así que es muy importante que esté bien optimizada.

    Las características principales de una buena landing page son la claridad, la sencillez y la relevancia con respecto al anuncio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.